Translate

viernes, 3 de julio de 2015

LA GUERRA DE LAS GALAXIAS. O "Star Wars", espadas y hechizos en el espacio.


LA GUERRA DE LAS GALAXIAS

Que en su estreno en 1977 se llamó Star Wars, pero cuyo título fue cambiado para el reestreno de 1981 a Star Wars: A new Hope y que después de 1999 es conocida coloquialmente como Star Wars Episode IV: A New Hope.


George Lucas, 1977

Existen múltiples versiones de esta película: La que se estrenó originalmente en cines con 121 minutos de duración, la que se reestrenó en 1981 (siendo la única diferencia entre ambas la pantalla del título y la mezcla de audio), la edición para LaserDisc y la Edición Especial conmemorativa de 20° Aniversario, con 125 minutos de duración de escenas reinsertadas, extendidas y secuencias nuevas. Ahora, sobre la Edición Especial existen las variaciones de la edición en DVD de 2004 y la edición en Blu-Ray de 2011. Las diferencias entre estas variaciones se enlistan en el cuadro anexo. Además, existe el llamado Lost Cut (“Corte perdido”), que en realidad no es tal, de 150 minutos de duración sobre el que  incluyo un breve comentario al final de este artículo.

Sobre el canon: A lo largo de sus casi cuarenta años de existencia el universo de Star Wars se ha expandido a otros medios además del cine, como la Literatura, los cómics, los videojuegos, los juegos de rol, las series de TV, los juguetes, etc. En algunos casos, se han generado historias que complementan, expanden o que son totalmente independientes del universo visto en las películas.
    Por esta razón, fanáticos y productores se dieron a la tarea de crear el “canon” de Star Wars, enzarzándose en verdaderas batallas campales para decidir qué arcos argumentales del Universo Expandido entraban dentro de la cronología oficial de la saga.
    Sea como fuere, tras la compra de Lucasfilm por parte de Disney, la Casa del Ratón decidió negar todo el canon anterior a 2014; por lo que sagas clásicas que ya estaban bien afianzadas en la cronología de Star Wars, como la serie de dibujos animados de Guerras clónicas, la novela Sombras del Imperio o la trilogía de cómics Imperio Oscuro quedaron fuera del canon.
    Ahora bien, a mí como fan acérrimo de Star Wars el canon francamente me viene valiendo madres desde siempre y aclaro de una vez que sólo considero como “cronología oficial” lo que se ve en pantalla en las 6 películas que lleva la saga hasta el momento.
    Así pues, a lo largo de esta serie de artículos (así es, gente, éste será el primero de seis), de repente voy a hacer referencias y menciones a historias del Universo Expandido; pero tómenlas más como anécdotas curiosas y notas al margen que como la evangelización que algunos fans quieren llevar a cabo a veces.
   
Hace mucho tiempo, en una galaxia muy muy lejana... llamada Modesto, California, vivía un pequeño y nerdo muchacho que soñaba con ser piloto de carreras.
    Su pasión lo llevó cuando adolescente a correr autos en el circuito de las carreras clandestinas. Durante una de estas carreras, su auto fue embestido por otro, lo que ocasionó que se volcara. El joven piloto, llamado George Walton Lucas Jr. Sufrió serias heridas que casi le cuestan la vida.


    Debido a este accidente, Lucas decidió dejar la conducción de autos, y prefirió capturar la acción y la emoción de las carreras en películas caseras filmadas con una cámara de 8mm. En esta época también entró al Junior College de Modesto, donde estudió Sociología, Literatura y Antropología, y comenzó a interesarse también por el cine “de arte” y el cine europeo que veía en proyecciones clandestinas.
    Más tarde, entró a la Universidad del Sur de California (USC) donde trabó amistad con futuros cineastas como Steven Spielberg y John Milius. Demostró su talento al ganar el primer lugar en el Festival Nacional de Cine Estudiantil de 1967-1968 con el cortometraje Electronic Labyrinth: THX 1138 4EB (que después expandiría en su primer largometraje, THX 1138 [1971]) y, tras graduarse recibió una beca de Warner Bros. Para trabajar como crew en una película de su elección, que resultó ser Ya eres un hombre (1968) del también graduado de la USC Francis Ford Coppola, con quien Lucas trabaría una amistad que perdura al día de hoy.
    Lucas escribió y dirigió dos películas que fueron un gran éxito con la crítica antes de comenzar con el proyecto que se convertiría en La guerra de las galaxias:
    THX 1138 (1973) una película de Ciencia Ficción muy eficiente que es básicamente una reinterpretación de 1984 de George Orwell. Si tienen oportunidad de ver esta película en su edición original, no duden en hacerlo. Años después, para su edición en DVD, Lucas armó un Corte del Director con escenas reinsertadas y efectos CGI más falsos que un político.


    Y Locura de verano (1973), una cinta con guiños autobiográficos sobre una pareja de graduados de la prepa en un pueblito californiano en los 60 que deciden pasar una noche de aventura antes de partir hacia la Universidad.
    Para su tercer proyecto, Lucas decidió basarse en los seriales cinematográficos de la década de los 30 que había visto por televisión cuando era niño. Principalmente, Lucas pretendía crear un relato que mezclara elementos de las space operas mezcladas con el western con un toque de las películas épicas de Akira Kurosawa, todo ello siguiendo el hilo conductor del Camino del Héroe (la teoría propuesta por el antropólogo Joseph Campbell que encuentra los elementos comunes a todos los héroes de la Literatura Universal).


    Las primeras ideas de Lucas para su obra eran sobre una chica que se enamoraba de un cadete de una academia espacial y se veía involucrada en una rebelión contra un imperio. Más tarde su idea evolucionó hacia la historia de dos hermanos, hombre y mujer, parecidos a hobbits y cómo se ven involucrados en una rebelión contra un hechicero oscuro… con viajes espaciales. Muchas de las ideas de este concepto fueron posteriormente utilizadas para la genial epopeya fantástica Willow (Howard, 1988).
    En este tenor, el director californiano escribió un guión titulado The Star Wars[1] que narraba la historia del antiguo guerrero Jedi Badu llamado Kane Starkiller quien, tras el asesinato de su hijo menor a manos de un Sith, viaja al planeta Aquilae para dejar a su hijo mayor, Annikin, bajo la tutela del general renegado Luke Skywalker quien, por proteger a la Familia Real de una invasión del Imperio galáctico, termina liderando la rebelión en contra de éste.
    Los rebeldes son cazados por Darth Vader y su agente, un guerrero Sith conocido como príncipe Valorum; Skywalker rescata a la princesa de Aquilae, Leia, y la deja al cuidado de Annikin, quien se enamora de ella. Los rebeldes buscan la ayuda del guerrillero Han Solo y, luego de que su nave es derribada por el Imperio en el planeta Yavin, reciben la ayuda de los wookiees y su príncipe, Chewbacca, para vencer al Imperio.



    Como puede notarse, los elementos básicos y el hilo conductor de las seis películas se encontraban ya presentes en este primer tratamiento de guión. Sin embargo, otros elementos particulares eran radicalmente distintos. Por ejemplo, Han Solo era un alienígena —bueno, todos lo son porque ni siquiera viven en esta galaxia, pero me refiero a que no es humano— gigantón, verde y con agallas, los stormtroopers llevaban lightsabers, Chewbacca era una especie de cruza entre Pie Grande y un murciélago[2], y había más personajes; pero estaban construidos más pobremente... ¡Ah, sí! ¡Y R2-D2 hablaba!   
    Tras sucesivas revisiones y tratamientos de guión, y viéndose en la necesidad de escribir una película más corta —el guión original tenía más de doscientas páginas que hubieran resultado en una película de alrededor de cuatro horas— Lucas llegó a la versión que conocemos actualmente (más o menos) y cuyo argumento es el siguiente:
     El malvado y opresor Imperio galáctico gobierna con puño de hierro, lo que ha llevado a varios sistemas a conformar una Alianza rebelde para derrocarlo. En medio de la guerra civil, el Imperio construye una estación espacial con el poder de destruir un planeta entero conocida como Estrella de la Muerte.



    La princesa Leia (Carrie Fisher), en una misión secreta, ha logrado robar los planos de dicha estación y se encuentra de regreso a su planeta, Alderaan, cuando su nave es interceptada por el comandante de la Flota Imperial, Darth Vader (David Prowse, voz de James Earl Jones quienes, por cierto, jamás se han conocido en persona), quien la captura y la lleva prisionera a la Estrella de la Muerte. Leia esconde los planos robados en el droide astromecánico R2-D2 quien, junto con su compañero C-3PO (Anthony Daniels), es comprado por Luke Skywalker (Mark Hamill), un joven granjero del desértico planeta Tatooine.
    Skywalker busca la ayuda del antiguo caballero Jedi en el exilio Ben (Obi-Wan) Kenobi (Sir Alec Guinnes), para rescatar a la princesa y entregar los planos a la Alianza rebelde. Recibirán la ayuda del contrabandista capitán del Halcón Milenario, Han Solo (Harrison Ford) y su amigo wookiee Chewbacca (Peter Mayhew), y terminarán involucrándose, más de lo que hubieran esperado, en una temeraria ofensiva de la Flota Rebelde contra la Estrella de la Muerte.
    Princesas secuestradas, fortalezas oscuras, antiguas órdenes de caballería, una banda de rebeldes que se oponen a una autoridad corrompida, un hábil pistolero que además es un bribón con corazón de oro, un par de sirvientes robot con Vis Comica, una pelea en una cantina, magos, extraterrestres, naves espaciales, vistosos rayos láser de colores, un foso con un monstruo de un solo ojo y un duelo con espadas… ¿Qué es esto? Simplemente una de las películas más importantes en la historia del cine, tanto que se convertiría en un referente cultural de nuestra era.


    Se necesita una combinación única de talento, ingenio, creatividad y trabajo duro para lograr que esta mezcla única de elementos funcione… Tan única, de hecho, que me atrevo a decir que el mismo Lucas nunca pudo conseguirla de nuevo.
    Por supuesto, contado así la película suena de lo más chafa, y ya para los setenta parecía anticuada y naïve. Quizá fue por eso que originalmente Anthony Daniels no se sintió muy emocionado cuando su agente le dijo que casteara para el papel de un robot y Sir Alec Guinness, quien para esas fechas ya era un respetado actor con una larga trayectoria y gran prestigio, hasta se sintió medio ofendido de que le pidieran participar en una cinta infantiloide de naves espaciales.
    Empero, según cuenta la leyenda, Daniels cambió de parecer cuando le mostraron los diseños de C-3PO realizados por el artista Ralph McQuarrie, quien de hecho ideó todo el aspecto visual de la película. A Guinness costó un poco más convencerlo, por lo que la producción le ofreció el 2% de las regalías totales de la película. Según lo comentó el actor británico en una entrevista posterior, siempre fue considerado un buen actor y siempre fue más o menos famoso; pero nunca antes fue tan famoso ni tan acaudalado como después de La guerra de las galaxias —aunque las declaraciones de Guinness y las de Lucas se contradicen unas a otras, se deduce al contrastar ambas que el actor no estuvo contento con el film y odiaba los diálogos escritos por el director, pero aun así mantuvo su profesionalismo y responsabilidad artística—.


    El resto del elenco fue conformado por un joven actor de televisión llamado Mark Hamill a quien su amigo Robert Englundle dio el pitazo para hacer el casting, la joven actiz hija del cantante y actor Eddie Fisher, Carrie, y Harrison Ford, quien ya había trabajado con Lucas en Locura de verano y no había sido considerado para el papel de Han Solo; pero leyó sus líneas para las audiciones de otros actores con el personaje y llamó la atención de Lucas, obteniendo el rol por encima de candidatos como Robert Englund, James Caan, Bill Murray y el favorito de todos, Kurt Russell. Para la voz de Darth Vader, el director pensó originalmente en Orson Welles, pero cambió de idea al pensar que quizá sería demasiado identificable.
    El resultado final es, insisto, verdaderamente único. Contrario a la creencia popular, La guerra de las galaxias no es Ciencia Ficción, es una Space Opera; más cercana al John Carter de Edgar Rice Burroughs que al Viaje a la Luna de Julio Verne. Vamos, no es Ciencia Ficción desde el momento que se nos dice en pantalla con austeras letras azules que no sucedió en nuestro mundo ni en nuestro futuro, sino “Hace mucho tiempo en una galaxia muy lejana…” donde hay humanos y la mayoría de ellos hablan con acentos británicos, pero qué más da.
    Éste es un cuento de hadas en el espacio —de hecho, Lucas se refería a su proyecto durante la filmación como una “Película de Disney”, pues trataba de recuperar ese feeling de los melodramas de aventuras producidos por la Casa del Ratón en los 50— que se nutre de todos los que vinieron antes que él; pero que no se parece a ninguno de ellos. Flash Gordon, Buck Rogers, El Fantasma, El Llanero solitario, Robin Hood, el Ladrón de Baghdad, están todos aquí, sólo que este Todo es más que la suma de sus partes.


    Un increíble diseño de arte, una fotografía y efectos visuales y sonoros sin precedentes, una hábil dirección, y actuaciones excelentes por parte de todos los actores nos hacen creer que todo lo que se ve en la pantalla es real y existe en algún lugar allá afuera —Lucas insistía en que los sets no se limpiaran al final de la jornada y en ensuciar los vestuarios y la utilería para que se vieran “usados”—. Gracias al esfuerzo de todos, nos olvidamos de que el Halcón Milenario está hecho con partes desechadas de automóviles y aviones, y que su cabina no tiene parabrisas; que los fragmentos de basura en el compactador de la Estrella de la Muerte son trozos de unicel pintados de negro, que los escombros de Alderaan son papas, que la base rebelde está en Tikal, Guatemala, que un stormtrooper se golpea la cabeza con el quicio de una puerta cuando entra al cuarto en el que se refugiaron los droides, que el lightsaber de Vader no está coloreado en algunas escenas y se ve que es una varilla de aluminio con papel reflejante o que en la ceremonia al final de la peli sólo hay alrededor de treinta extras y el resto son stand-ins de cartón y pintura mate.
    Eso sí, Lucas fue muy exigente con el nivel de los efectos especiales que quería conseguir. Al no existir la tecnología digital como la conocemos actualmente, la mayoría de los efectos visuales de la cinta se consiguieron con técnicas fotográficas; siendo las más recurrentes la impresión óptica y la pintura mate.
    Las batallas en el espacio se filmaron con cámaras controladas por computadora que permitían programar sus movimientos y reproducirlos de forma idéntica una y otra vez con precisión milimétrica, logrando coreografiar complicadas secuencias que, en total, tardaron dos años en filmarse, y costaron tres millones y medio de dólares[3].


    La historia no era nada nuevo; pero la forma de contarla es increíble y hace que el público pueda identificarse plenamente con ella. Sí, según algunos, puede resultar inverosímil que un granjero soñador llegue a vencer a un Imperio… ¡Pero esto es un melodrama y una epopeya, y ése es el modelo del héroe que Lucas retoma de Campbell! Heracles era hijo del Rey de los Dioses, pero fue educado y vivió como campesino hasta los dieciocho años; Rama es despojado de su título por su madrastra ambiciosa, pero para no deshonrar a su padre se exilia a la selva para vivir como un ermitaño, Arturo fue escudero de su hermano adoptivo antes de ser reconocido como rey de Inglaterra ¡Y el hijo del dios cristiano era carpintero!
    Una vez que hubo terminado la película, George Lucas no se sintió satisfecho con el resultado y le auguró poco éxito. Cuando la proyectó en petite comité para sus amigos, la mayoría coincidieron con él, e incluso Brian de Palma le dijo que era la peor película que había visto. El único que vio el potencial económico fue Steven Spielberg —a quien me gusta darle el crédito de inventar el blockbuster de verano con Tiburón (1975)—. De hecho, la falta de fe de George Lucas por su película era tal que no quiso asistir a la premiére.
    Creo que ya lo mencioné alguna vez en el blog, pero me encanta la anécdota: para conseguir el financiamiento para su película, George Lucas aceptó recibir un sueldo bastante bajo a cambio de quedarse con las regalías de los juguetes basados en la película. Como en aquel entonces tal industria no era considerada negocio, los ejecutivos de la Fox accedieron sin pensarlo dos veces. El resto es historia.


      La verdad es que poco podría George Lucas haber anticipado el poder de lo que acababa de crear. Al tratar de emular las epopeyas clásicas de la antigüedad, construyó una epopeya contemporánea que ha formado prácticamente una nueva mitología con millones de seguidores. Una saga inmortal que ha trascendido generaciones, que ha ido desarrollándose por sí misma y, según parece, seguirá desarrollándose en los tiempos por venir.
    Para finalizar este artículo, presento uno de mis ya afamados cuadros comparativos, dividido en tres partes, acerca de las diferentes versiones de Star Wars. En general, tanto el audio como la imagen de la película han sido mejorados con cada nueva versión, se le han hecho correcciones de color, se han realzado los efectos visuales (los lightsaber originales de Luke y Obi-Wan apenas si tienen un color turquesa, en la restauración de 2004 se ven verdosos y en la de 2011 se les agregó un color azul celeste intenso, por citar un ejemplo) y se le han agregado detalles digitales a las pinturas mate originales. Asimismo, en las diferentes mezclas de sonido a lo largo de los años, se han removido, agregado o sustituido efectos de sonido (como el aullido de Ben Kenobi)  y un par de parlamentos. En este cuadro incluyo, en orden más o menos cronológico, sólo los cambios más notorios.



EDICIÓN
FORMATO
ESCENAS
1977
Cine
En el intro no aparece el subtítulo “Episodio IV: Una nueva esperanza”
Cuando R2-D2 entra en el cañón es de día.
Los jawas transportan a R2D2 al sandcrawler en el día.
Cuando los sandtroopers buscan a los droides en Tatooine, aparece un solo dewback al fondo.
Toma original de establecimiento afuera de la casa de Ben Kenobi.
Entrada original a Mos Eisley.
La escena de Han Solo y Jabba fue eliminada.
1981
Cine
En el intro aparece el subtítulo “Episodio IV: Una nueva esperanza”
1985
VHS
1993
LaserDisc/ VHS
Se extendió la toma y se corrigió el color de  para que sucediera al atardecer.
1997
Cine/ VHS
Nueva corrección de color en la que se oscureció la escena y el cielo se cambió digitalmente por uno naranja.
Se corrigió el color y se oscureció la escena para que ocurriera en la noche. Se insertó una nueva toma del sandcrawler avanzando por el desierto.
La escena fue extendida y se agregaron dos dewbacks digitales, además de una nave imperial que despega en el fondo.
La entrada a Mos Eisley fue extendida con animación digital. Se agregó a Ronto, una especie de cruza entre elefante y camello que sirve de bestia de carga a los jawas. Se insertaron edificios y extras adicionales. Se insertó en el fondo al Outrider, la nave de Dash Rendar, protagonista de Sombras del Imperio. Se agregaron tomas totalmente nuevas así como música original.
Se reinsertó la escena de Han y Jabba el Hutt. Éste último fue reemplazado con CGI. Se agregó digitalmente a Boba Fett, quien originalmente no aparecía en la escena.
2004
DVD
Se acentuó el contraste de la imagen y la intensidad de los colores.
Se corrigió nuevamente el color para que la escena ocurriera durante el crepúsculo.
Se cambió el CGI original de Jabba el Hutt por uno más parecido a como se ve en El regreso del Jedi. Se retocó a Boba Fett.
2011
Blu-Ray
Nueva toma de establecimiEnto que muestra la casa desde lejos y un paisaje mucho más amplio.

EDICIÓN
FORMATO
ESCENAS

1977
Cine
En la escena de la cantina, Han Solo dispara primero su blaster por debajo de la mesa, matando a Greedo casi sin que se diera cuenta.
Un dewback abreva en la entrada de la cantina. Los droides esperan afuera.
La escena de Han Solo y Jabba el humano[4] fue eliminada.
El Halcón Milenario abandona Mos Eisley despegando desde una ubicación que no podemos ver.
Hangar original de la Estrella de la Muerte.
Tras la muerte de Ben Kenobi, faltó agregar el efecto visual del lightsaber de Vader, por lo que se veía la varilla con cinta reflejante.
Tiroteo original en el bloque de detención.
Dianoga original, con globo ocular rojo y pupila redonda, en el compactador de basura.
Aterrizaje original del Halcón Milenario en Yavin.
1981
Cine
1985
VHS
1993
LaserDisc/ VHS
1997
Cine/ VHS
Se insertaron tomas nuevas de parroquinaos y se cambiaron algunos aliens. Greedo dispara primero y Han logra esquivarlo ladeando la cabeza y matándolo después.
El dewback fue reemplazado por uno digital. Los droides esperan afuera.
Se reinsertó la escena de Han y Jabba el Hutt. Éste último fue reemplazado con CGI. Se agregó digitalmente a Boba Fett, quien originalmente no aparecía en la escena.
Se agregó una toma digital en la que se ve despegar al Halcón del hangar 94 y la cámara lo sigue.
Se agregaron elementos digitales al hangar de la Estrella de la Muerte para hacerlo más parecido al de El regreso del Jedi.
Algunas tomas de los oficiales imperiales siendo acribillados por Luke, Han y Chewbacca fueron removidas o retocadas por ser demasiado violentas.
Se insertaron tomas nuevas del Halcón Milenario aterrizando en Yavin. Cazas rebeldes fueron agregados al hangar.
2004
DVD
Greedo dispara primero y Han contraataca casi de inmediato.
Los droides esperan afuera. Un sandtrooper desmontando un dewback fue agregado digitalmente.
Se cambió el CGI original de Jabba el Hutt por uno más parecido a como se ve en El regreso del Jedi y con un movimiento más natural. Sus ademanes son diferentes. Se retocó a Boba Fett.
Se corrigió el lightsaber de Darth Vader, agregándole el efecto visual rojo.
Al dianoga se le agregaron un iris verdoso y una pupila felina.
2011
Blu-Ray
Greedo dispara primero, Han contraataca casi de inmediato; pero se removieron cuadros de película para que la secuencia durara lo mismo que en el corte original.

EDICIÓN
FORMATO
ESCENAS
1977
Cine
Han Solo corretea a los stormtroopers hasta un callejón sin salida en el interior de la Estrella de la Muerte.
La escena de la conversación entre Luke y Biggs Darklighter fue eliminada.
Los cazas rebeldes se ven como puntos blancos al despegar de Yavin.
Secuencia original de las naves rebeldes en formación. Dividida en dos tomas.
Ataque original a la Estrella de la Muerte.
Destrucción original de la Estrella de la Muerte.
Ceremonia original de la condecoración de Luke y Han, con soldados rebeldes pintados en mate.
Créditos finales originales sin el nombre de James Earl Jones (por petición del actor).
1981
Cine
1985
VHS
1993
LaserDisc/ VHS
1997
Cine/ VHS
El callejón sin salida fue sustituido por una imagen digital de un hangar lleno de stormtroopers.
Se reinsertó la conversación entre Luke y Biggs.
Se agregaron cazas rebeldes digitales más cerca de la cámara en el despegue y se agregaron nubes alrededor del planeta en la parte superior de la pantalla.
Se agregaron tomas digitales y se montaron en una sola secuencia.
La secuencia fue extendida agregando tomas completamente en CGI.
Un halo de escombros fue agregado a la explosión de la Estrella de la Muerte.
Se agregaron actores reales digitalmente para sustituir a la pintura mate.
Los créditos fueron modificados para incluir a James Earl Jones y a todos los involucrados en hacer la Edición Especial. Por lo tanto, la fecha de Copyright cambia y los créditos son más largos. Debido a esto, se agregó música nueva casi al final. También se corrigen algunas erratas de nombres que originalmente se escribieron mal.
2004
DVD
2011
Blu-Ray

PARA LA TRIVIA: Hay un montón de anécdotas curiosas y datos oscuros sobre La guerra de las galaxias, por lo que enlisto mis seis favoritos a continuación:
·         Denis Lawson, el actor que interpreta a Wedge Antilles en esta película y en El regreso del Jedi (Marquean, 1983), es tío de Ewan McGregor, quien interpreta a Obi-Wan Kenobi en los episodios I, II y III.
·         Las botas que eran parte del vestuario del gran moff Tarkin eran sumamente incómodas pues eran demasiado chicas para el actor Peter Cushing. El británico sólo las usaba para las tomas abiertas, el resto del tiempo calzaba pantuflas de felpa.
·         La fortaleza escondida (1958) fue la película que introdujo a George Lucas al cine de Kurosawa. Como tributo, a lo largo de la película se menciona varias veces “la fortaleza escondida de los rebeldes”.
·         El esqueleto que aparece medio enterrado en la arena del desierto de Tatooine fue construido originalmente para la película de Disney Se nos perdió un dinosaurio (Stevenson, 1975).
·         El idioma en el que habla Greedo (Paul Blake) fue creado al reproducir al revés una grabación de los parlamentos en quechua. El idioma de los jawas está basado principalmente en el zulú.
·         Los ya icónicos títulos iniciales de la franquicia de Star Wars son un homenaje a los seriales de Flash Gordon, que empezaban cada episodio justo así.           

Sobre el “Corte perdido”: Esta versión nunca ha sido comercializada, pues se trata del primer montaje de la película que, por encargo de Lucas, hiciera el editor John Gympson con el material de que disponía aún antes de terminar la filmación en 1976 (es decir, aún no se habían agregado la música o efectos visuales o de sonido). La única copia de este corte se mantiene resguardada en el archivo de Lucasfilm. Esta versión tiene entre un 30% y 40% de material desechado entre el que destacan las escenas de Luke reparando maquinaria en la granja mientras en el cielo se puede divisar la captura del Tantive IV —aquí cabe señalar que Lucas filmó esta secuencia bajo la presión de los productores, pues su idea siempre fue comenzar la película con la historia de los droides y no presentar a Luke sino hasta ya avanzada la trama— y la de Han Solo coqueteando con una chica llamada Jenny tras el alboroto en la cantina de Mos Eisley.
    Además está la larguísima secuencia de Luke viajando a la Estación Tosche para contarles lo que ha visto a sus amigos y su posterior plática con Biggs Darklighter (Garrick Hagon). Esta secuencia le daba bastante al traste al ritmo de la película, por lo que fue eliminada. Al no haber presentado a Biggs al principio de la peli, no había razón para mantenerlo en ella, por lo que su escena con Luke en el hangar rebelde fue desechada del corte original; pero reinsertada en la Edición Especial.
    La mejor descripción de este corte de la película es la que aparece en el artículo publicado por el arqueólogo cinematográfico, el Dr. Wes Reynolds en la revista Star Wars Insider.[5] Empero, la mayoría de estas escenas pueden verse sueltas en Youtube.

Y como bonus: He aquí el video de mi colección de figuras de acción de Star Wars:

Bibliografía
HENDERSON, Mary, Star Wars: La magia del mito, Círculo Latino bajo licencia de Bantham Books, Barcelona, 2005.

Otras fuentes
Wookieepedia (starwars.wikia.com)





[1] Baso todas mis referencias y afirmaciones sobre “el guión original” en RINZLER, J.W. y Mike Mayhew, The Star Wars, Dark Horse Books, United States, 2014. La adaptación en cómic del primer borrador de guión escrito por Lucas.
[2] El aspecto final del wookiee —término acuñado en THX 1138— se basó en Indiana, el perro Alaskan Malamute de Lucas. Como resulta evidente, este perro fue también la inspiración para el nombre de Indiana Jones e incluso le es rendido un homenaje en Indiana Jones y la última Cruzada (Spielberg, 1988).
[3] GUENNETTE, Robert, The Making of Star Wars, Twentieth Century Fox, 1977.
[4] El plan original era que Jabba fuera una criatura stop-motion agregada en post-producción; pero el ajustado presupuesto obligó a Lucas a usar un actor para el papel.
[5] REYNOLDS, Wes, “The Evolution of Star Wars: Exploring the Lost Cut”, publicado en Star Wars Insider núm. 41, Diciembre 1998-Enero 1999.


    <Anterior     Sumario 2015   Siguiente>

2 comentarios:

  1. Señor cinéfilo, amo sus cuadros comparativos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias. Éste fue particularmente complicado.

      Eliminar